miércoles, 26 de julio de 2017

Los abrazos largos o la belleza de lo efímero


La escritura de Valcárcel, tan rica en matices y geometrías, me da siempre la sensación de una puerta que de todas maneras te provoca abrir para ingresar a ese universo poblado de seres sobrevolando el espacio... dice la autora del presente artículo.


           

Escribe: Mariela Dreyfus

            Esto es lo que más aprecio en la escritura de Karina Valcárcel: su vitalidad, su frescura, su atrevimiento. Su apuesta por el juego como el único modo de encarar y darle la vuelta a la Gran Costumbre; saltar a la soga, estirar los brazos para volar, aligerando la gravedad de las cosas. En la vida real, Valcárcel es una cronista de viajes que se trepa a las cimas más altas de los Andes y se toma una foto al borde del precipicio sosteniendo una flor amarilla. Como escritora y artista, en sus últimas dos entregas nos ha sorprendido con volúmenes de dobles caras o formas, concebidos en un aparente juego de espejos, novedosos no solo en su textualidad sino también por  concebirse como libros-objeto, pequeñas piezas de arte.

Primero fue Variaciones y Otros te[a]mores (Lima: Paracaídas, 2012), dos libros en uno, impresos juntos pero en dirección contraria, de modo que para leer el segundo había que poner de cabeza al primero. Después, Valcárcel ha publicado uno tras otro dos conjuntos con el mismo título pero diferente subtítulo, que explica el género al que pertenece en cada caso: Los abrazos largos. Poesía (Lima: Paracaídas, 2013) y éste Los abrazos largos. Prosa (Lima: Paracaídas 2016).

Según cuenta la autora, marcar la diferencia en el subtítulo fue algo ineludible por el tema del registro legal; de otro modo ella los habría llamado exactamente igual, como el anverso y el reverso que son, uno del otro. Ambos tomos dialogan limpiamente; comparten un mismo tono y un mismo asombroso manejo del lenguaje conversacional. Pero además, a los dos los anima la misma razón de ser: apostar por la intensidad de lo efímero, el goce de lo pasajero, la contemplación –absorta- de lo nimio. Todo esto filtrado por la voz y la mirada de una joven poeta que habita en una ciudad casi siempre gris a la que sin embargo ella le otorga una cualidad mágica, luminosa.

La escritura de Valcárcel, tan rica en matices y geometrías, me da siempre la sensación de una puerta que de todas maneras te provoca abrir para ingresar a ese universo poblado de seres sobrevolando el espacio como en un cuadro de Chagall. Su destreza verbal es tan potente y novedosa como su talento visual: Valcárcel dibuja los textos con un grafito firme y afilado; cada metáfora suya, cada palabra está labrada en el espacio, tiene volumen, forma. Sus poemas y sus prosas tienen un orden pero además incitan a la improvisación: pertenecen a conjuntos móviles que pueden barajarse ad infinitum; así, la lectura queda librada a la casualidad, tal como lo indica explícitamente al inicio de cada tomo de Los abrazos largos un cuadrado en el que se lee cuatro veces, una por cara, la misma advertencia: léase en desorden léase en desorden léase en desorden léase en desorden.

Imaginación: potencia creadora de imágenes; así lo define o dictamina André Breton en el Manifiesto surrealista de 1924. El estro poético de Valcárcel, esa cualidad plástica que lo anima, convierte también a su escritura en una especie de cine continuado donde en cada encuadre la mirada del yo poético se detiene a contemplar en el objeto más fútil la anhelada eternidad del instante. Intuyo que ese yo es también una suerte de recreación de la Maga, entrañable personaje de la novela Rayuela de Cortázar, que en medio de sus recorridos parisinos tomada del brazo –largo- de Oliveira, se paraba a recoger un piolín hallado en la vereda porque sí.


Bitácora de sensaciones, aleaciones y relaciones, en Los abrazos largos la realidad se ausculta desde ángulos inusitados; se alucina animales de otra era; se entra en ingeniosos juegos conceptuales pero también se aterriza para saludar al vecino que sale a comprar el pan. En cada nuevo paso de su recorrido, en cada nuevo encuentro real o literario –cuál es cuál- al sujeto poético le espera de modo perenne la sorpresa, la maravilla: esos largos abrazos que de pronto brotan y todo lo atrapan y detienen, incluso la huida del amor, incluso la llegada de la muerte. En “Abrazo breve” uno de los pasajes más audaces y bellos y perturbadores del libro, leemos:  
[…]
en el sueño, si queríamos decirnos algo, primero abríamos un frasco. para abrazarte, tenía que quitarme la piel, como una banana que se pela a sí misma, y mis huesos te daban asco, mi musculatura chorreante, mis venas, mi sangre, mis intestinos.

y tú
                   no lograbas desatarte de mi afecto, entre arcadas y pena.

y yo
                  me sentía feliz de poder abrazarte

Suerte de brevísimos cuento-ensayos construidos con gran economía verbal, estas prosas a veces despliegan un estilo sentencioso, casi aforístico, y otras tienen un pulso más cercano a la poesía, por su delicado trabajo con la lengua. Esta forma elegida me hace pensar también en las Prosas apátridas de Ribeyro, ese otro Julio cuya sombra sobrevuela, intuyo, en este libro. Salvo porque en la apuesta de Valcárcel el escepticismo parece haber cedido lugar a la ternura, permitiéndole asumir una actitud más risueña sin dejar de ser crítica. Ante el hondo hueco de la soledad, la escritora decide estirar los brazos para cubrir el vacío y con ese afecto que parece redimirlo todo se acerca y enfoca a los que ama, en especial a su hijo Joaquín, aquel que le obsequia tréboles verdes y morados y rompe las puntas de sus lápices de colores para regalárselos a la niña que más le gusta.

Hablo ahora directamente de la escritora - y no de su voz poética- porque quiero pensar que aquí el sujeto y el objeto de los textos son la misma, pero es posible que esté cayendo en una falacia porque la literatura es siempre máscara, figuración. Igual me sigo figurando que en el fondo ese yo que camina por su prosa –bípeda implume- es la propia Kara: esa que con lucidez y pasión explora mundos; se abraza y desabraza; luego se sienta a meditar la vida frente al fuego. Su calorcito es el mejor antídoto contra el invierno del alma.


FCE Perú presenta el libro Mecanismos de la posverdad de la periodista Jacqueline Fowks




Entre las novedades editoriales que Fondo de Cultura Económica del Perú presentará en la Feria Internacional del Libro de Lima 2017, se encuentra el libro Mecanismos de la posverdad, de la periodista, investigadora y editora Jacqueline Fowks.

En el libro, la idea de “posverdad”, cuyo relieve y uso –en el último año– obedece al impacto mediático de la campaña electoral de Donald Trump entre otras contingencias de orden global –como el Brexit, por ejemplo–, es ponderada y trabajada por Jacqueline Fowks en una perspectiva amplia de emergencia, operación e incidencia en países como Perú, Colombia, Chile y México, en cuyos contextos políticos y comunicacionales, hace ya casi una década, la autora observa casos puntuales en los que la relación Poder, medios de comunicación y ciudadanía activan mecanismos de construcción de “hechos alternativos”,  inercias informativas, estigmatización de los conflictos sociales, instrumentalización del término “terrorista”, y la declinación del disenso, en tanto dinámica interpelante que vitaliza las democracias.

Mediante el análisis de dichos mecanismos a manera de bitácora, en Mecanismos de la posverdad Jacqueline Fowks nos inquieta con preguntas fundamentales, a saber: ¿Tienen los medios de comunicación alguna obligación de contribuir a que nuestras frágiles democracias dejen de serlo? El término “terrorista”, ¿es aplicable a cualquier persona? ¿El disenso es sinónimo de conflicto? Los denominados “periodistas ciudadanos” y las publicaciones de grupos de interés, ¿tienen el mismo peso en las redes sociales que los medios de comunicación tradicionales?

Sobre Jacqueline Fowks
Fotografía: Carlos García Granthon

Periodista, editora e investigadora. Profesora asociada de la Facultad de Ciencias y Artes de la Comunicación de la Pontificia Universidad Católica del Perú y colaboradora del diario español El País. Licenciada en Ciencias de la Comunicación por la Universidad de Lima y magíster en Ciencias de la Comunicación por la Universidad Nacional Autónoma de México. Formó parte del equipo fundador de IDL-Reporteros, unidad de periodismo de investigación dirigida por Gustavo Gorriti. En distintos periodos, fue corresponsal tanto en el Perú (2000-2004) como en Brasil (2004-2005) del diario Reforma (México). En 2015 fue vicepresidenta de la Asociación Peruana de Prensa Extranjera (APEP). Ha publicado Chichapolitik: la prensa con Fujimori en las elecciones generales 2000 en el Perú (2015) y editado Prensa extranjera en el Perú: 50 años de historias (2016).


Mecanismos de la posverdad, de Jacqueline Fowks
Presentan: Gustavo Gorriti y Eduardo Villanueva, en compañía de la autora
Día: viernes 28 de julio
Hora: a las 19:00 p. m.
Sala: José María Arguedas.
Feria Internacional del Libro de Lima
Parque de los Próceres de la Independencia

Cuadra 17 de la Av. Salaverry, Jesús María




José Ruiz Subauste reestrena el unipersonal “La metamorfosis”




Original coreografía combina danza y teatro enmarcado en el denominado Teatro del Silencio



Después de 13 largos años se repone “La metamorfosis”, de Franz Kafka, unipersonal de José Ruiz Subauste, dirigida y coreografiada por Rebeca Ráez. Aludido espectáculo se podrá apreciar en dos únicas funciones los días martes 8 y miércoles 9 de agosto en el Teatro del ICPNA de Miraflores.

“La metamorfosis”, es una propuesta visual que combina danza y teatro enmarcado en el denominado Teatro del Silencio, producto de la adaptación de la clásica obra de Franz Kafka. Considerada como obra maestra de la literatura universal, nos muestra el mundo insólito de Gregorio Samsa, personaje que una mañana se levanta transformado en un repugnante insecto. Producto de esto, no solo se altera la percepción física y emocional que tiene él del mundo, también cambia la actitud y la conducta que la familia de Gregorio tiene hacia él.

Sobre José Ruiz Subauste


Actor, bailarín, coreógrafo y director, un artista multidisciplinario con tendencias eclécticas, realizó estudios de especialización en danza contemporánea en De Amsterdamse Hoog school voor de Kunsten (AHK-SNDD- Ámsterdam), fue becado en Danza Universitaria (UCR-Costa Rica) compañía de danza emblemática en dicho país fundada por el maestro Rogelio López.

Ha sido galardonado por el Kennedy Center for the performing Arts (NYC-Washington DC) en el año 2009 con la beca para bailarines de danza moderna y en el año 2010 ha sido premiado con la residencia artística OMI Dance Collective (NY) entre más de 24 países y 60 coreógrafos a nivel mundial, en este mismo año es invitado a dirigir una coreografía para el grupo independiente EUREKA dance festival de la comunidad dancística de DC estrenada el mismo año el 10 y 11 de diciembre con excelentes comentarios.

Ha realizado trabajos como director, bailarín y coreógrafo e intérprete en Lima-Perú, Francia, Holanda, Costa Rica, Ecuador, Nueva York y Washington DC. Entre sus obras más destacadas está “Orlando” de Virginia Woolf, “Signos Vitales” espectáculo de danza contemporánea y multimedia, “Irrevocable” basado en Mrs. Dalloway de Virginia Woolf, “Indi-BI-sible”, “Fracturas” y su nuevo unipersonal “WILD” basado en los juicios a Oscar Wilde. Además es maestro en la primera facultad de danza contemporánea de la Pontificia Universidad Católica del Perú en donde también ha concluido el Bachillerato de Educación como segunda carrera.

Sobre la directora

Rebeca Ráez es egresada de teatro contemporánea de la Universidad de Amsterdam, licenciada en Gestión y Políticas Culturales de la Universidad Aix Marseille becada por el Consejo Regional de Bouches-du-Rhone. Es ganadora del Primer Premio Residencia Teatro Gran Formato otorgado sólo 3 veces en el Perú junto al grupo Integro y Teatro del Milenio. Su investigación El Cuerpo en los Tiempos del Cólera sobre activismo y performance será publicada por el Festival de Saberes Escénicos FISABES. Actualmente defiende y promueve el patrimonio cultural del Perú a través del arte.



“La metamorfosis”
Funciones: martes 8 y miércoles 9 de agosto
Hora: 8:00 p.m.
Lugar: ICPNA de Miraflores
Av. Angamos Oeste 120, Miraflores
Entradas: estudiante (20 soles) y general (40 soles)
También puedes escribir a milagros.chucos@gmail.com
Celular 995006489 y boletería del teatro



martes, 25 de julio de 2017

Pauchi Sasaki ofrece concierto en el Gran Teatro Nacional


Artista peruana brindará su espectáculo audiovisual multimedia acompañada por un ensamble de cuerdas

Foto: Leonardo Ramírez 


La reconocida violinista y compositora peruana Pauchi Sasaki, una de las mejores representantes de la música experimental del país, presentará un espectáculo audiovisual multimedia de alto nivel, el jueves 10 de agosto, a las 20:00 horas, en el Gran Teatro Nacional.

El trabajo creativo de Sasaki, discípula del legendario Philip Glass, músico y autor de importantes bandas sonoras, se mantiene en constante interacción con el cine, la danza, el teatro, el diseño de performances y la construcción de instrumentos musicales interactivos. Su versatilidad y “visión mágica” resalta en cada producción artística.

Dueña de un estilo intimista, sus composiciones electroacústicas fusionan instrumentos clásicos con sonoridades ligadas a la electrónica, la improvisación y el mundo tradicional. Mezcla técnicas de violín asiático, judío y ayacuchano con música experimental para crear paisajes sonoros de género indefinible. Sus presentaciones reflejan experiencias personales, asumiendo el reto de resolver momentos artísticos con extraordinarias improvisaciones que demuestran su capacidad de creación.

El concierto que ofrecerá en el Gran Teatro Nacional incluye composiciones de diferentes etapas de su carrera, con un repertorio dividido en tres secciones: temas para películas y obras teatrales, extracto de su proyecto Gama iniciado el año 2012 (que explora el fenómeno natural de la expansión y el desarrollo de instrumentos interactivos y videos de arte) y la Suite inspirada en los paisajes musicales del Perú (compuesta entre 2008 y 2013).

Foto: Janice Smith-Palliser

El montaje estará a cargo de los artistas visuales Nomi Sasaki, Omar Lavalle, Juan Carlos Yanaura y Franklin Quintanilla. En el escenario estará acompañada por un ensamble de cuerdas integrado por Jennifer Curtis (solista y primer violín), María Elena Pacheco (segundo violín), Kyle Armbrust (viola) y Paul Wiancko (cello); además de Alonso Acosta (piano y percusión), Gabriel Mujica (cajón) y Omar Lavalle (música electrónica).

Pauchi ha sido galardonada con The Rolex Mentor and Protégé Arts Initiative 2016, el premio Ibermúsicas-CMMAS y el Paul Merritt Henry Prize a “Mejor composición para instrumentos de cuerda”. También adornan su vitrina las condecoraciones a “Mejor música original para cine” otorgados por el Festival de Cinema Latino Americano di Trieste, CONACINE y Filmocorto.

Es violinista de formación clásica, magíster del programa MFA Electronic Music and Recording Media en Mills College en Oakland (California) y bachiller en Periodismo por la Facultad de Ciencias y Artes de la Comunicación de la Pontificia Universidad Católica del Perú.

Las entradas para el concierto oscilan de 15 a 60 soles y están a la venta en Teleticket y la boletería del Gran Teatro Nacional. Menores de 12 años, jubilados mayores de 60, docentes de instituciones educativas públicas, universitarios, estudiantes de institutos superiores, jóvenes del Servicio Militar Voluntario y miembros del CONADIS reciben el 50% de descuento.

Foto: Leonardo Ramírez





Microhábitat, exposición de arte de Irina Gonzales



Un lugar personal, íntimo, donde transcurre la vida cotidiana. Un escenario, una representación de la ciudad que remarca el espacio interior y la ausencia de la calle.




Microhábitat, exposición de grabado de la artista Irina Gonzales, en la que reflexiona sobre la condición del hombre actual, a través de un espacio íntimo y minimalista y que cuenta con la curaduría de Julia Salinas Sánchez, se inaugura este jueves 3 de agosto a las 7:30 p.m. en el Centro Colich (Jr. Colina 110, Barranco).

Al respecto, la curadora señala: La atmósfera minimalista está presente en su obra como hilo conductor, es por eso que, en sus últimos trabajos, ya se hace presente: el hombre (o la ausencia de él) en espacios de dimensiones indefinidas, acentuando la sensación de soledad y las estructuras de edificaciones sin habitantes. Vacías. Llama la atención cómo la artista logra esbozar sutilmente un enfoque de modernidad que temerosamente se proyecta como futuro. La muestra recrea esta sensación de crecimiento, ruptura y soledad. Graba escenas desoladoras que pueden visualizarse contradictoriamente en el contexto actual de una Lima creciente.



Cada nueva propuesta visual de la artista es un diálogo con los sentidos. Despierta nuestra curiosidad, nos impone la observación de nuestro mundo. Ingresamos así a “Microhábitat”, un lugar personal, íntimo, donde transcurre la vida cotidiana. Un escenario, una representación de la ciudad que remarca el espacio interior y la ausencia de la calle, una plataforma de desafíos que asume el hombre en su espacio existencial.

Las obras nos conducen a imaginar al papel como la estructura de una ciudad que emerge a través de líneas grabadas con delicados gofrados artesanales que, con sus altos y bajos relieves, imprimen huellas de una arquitectura urbana y subjetiva. La muestra claramente nos invita a sumergirnos en una atmósfera de soledad, aislamiento e individualismo; donde se observa una clara intención por expresar preocupación por la condición del hombre actual y su futuro.

Sobre la artista

Irina Gonzales (Lima, 1982), egresada de la especialidad de Grabado de la ENSABAP, en 2007. Ha participado en diferentes concursos y exposiciones de grabado como la 5ª, 7ª y 8ª edición del Concurso Internacional de Estampas Digitales en Girona-España, en 2005, 2007 y 2008; finalista en el Salón Nacional de Grabado 2008, concurso del Instituto Cultural Peruano-Norteamericano (ICPNA); El Lenguaje del Papel, III Bienal Internacional de Grabado ICPNA, Perú, en 2010; y el II y III Salón Nacional de Grabado Amazónico, Iquitos - Perú, en 2011 y 2012. También ha participado en exposiciones colectivas de pintura en Perú, Frankfurt - Alemania, Distrito Federal - México y California - Estados Unidos. En el 2016 obtuvo el tercer lugar en el Salón Nacional de Grabado, de la 5 ª Bienal Internacional de Grabado ICPNA.


Inauguración: jueves 3 de agosto,  7.30 p.m.
Temporada: del 3 al 26 de agosto de 2017
Centro Colich - Jr. Colina 110, Barranco
Visitas: de lunes a sábado de 11:00 a.m. a 8:00 p.m.
Ingreso libre



EspacioLibre celebra sus 18 años en el ICPNA de Miraflores



Este 3,4, y 5 de agosto presenta en el auditorio de aludido Centro Cultural su programa de actividades “Proyecto Tripalium”.


Este 2017, el grupo EspacioLibre celebra 18 años de actividad ininterrumpida en la escena peruana y recibe la invitación del ICPNA quien se suma al programa de festejo del reconocido grupo teatral alojando en su sede de Miraflores esta propuesta que planea exhibir, no solo experiencias escénicas contemporáneas, sino también un vínculo entre la atemporalidad de la historia del grupo, su vigencia y proyección en sus nuevas generaciones. Este conjunto de actividades se realizarán los días jueves 3, viernes 4 y sábado 5 de agosto.




“Proyecto Tripalium” está conformado por lecturas dramatizadas, proyección de obras emblemáticas de EspacioLibre, encuentros pedagógicos y funciones de su última obra “Café Inútil Orquesta (Y Coros)”. Este es un experimento escénico, rediseñado e intervenido solo para estas tres únicas funciones. Dirigido por Diego La Hoz y escrito por Karlos López Rentería. En escena veremos a Jhuliana Acuña, Diana Hurtado, Alexandra Jiménez, Karlos López Rentería, Nilton Minaya y Javier Quiroz.


La obra habla de tres personas que aprovechan los trabajos de construcción de la calle en la que viven para cumplir una tarea pendiente: hacer música. Sin vecinos y en silencio, la noche será esa orquesta inútil en la que ensayan lo que no escuchan, lo que no dicen, lo que no saben si vale la pena. Tres actores intervienen la escena fracturando la temporalidad y la delgada línea entre lo íntimo y lo público que solo los sentidos pueden reconciliar.



Programa

Café inútil orquesta (Y coros)
Funciones: jueves, viernes y sábado / 8pm (Entradas en boletería).

El actor como territorio
Seminario con Diego La Hoz y EspacioLibre.
Día: viernes de 10am a 1pm (Ingreso libre / previa inscripción).

Dramaturgia y procesos
Lectura de la obra "Mal-Criadas" (versión libérrima de Gonzalo Rodríguez Risco y Diego la Hoz de la obra “Las criadas” de J. Genet) a cargo de Omar Del Águila.

Proyección del vídeo de la obra "Especies" (de Sara Joffré en colaboración con EspacioLibre).

Conversatorio abierto con los creadores.
Día y hora: sábado de 10am a 1pm (Ingreso libre).

jueves, 20 de julio de 2017

El fomento a la lectura, un aspecto fundamental para el FCE



Los autores mexicanos Juan Gedovius, Carmen Limón, Myryam Moscona, María Baranda y sus pares peruanos Juan Manuel Chávez y Rocío Silva Santisteban, presentes en una serie de actividades que propician la difusión de la lectura.


 Entre los ejes temáticos que este año estableció la FIL LIMA 2017, el de Fomento a la lectura es considerado por FCE Perú un aspecto fundamental. Por ello ha propiciado la presencia de Juan Gedovius – autor e ilustrador de varios títulos publicados en las colecciones de LIJ de este sello, entre otros Trucas, que sirve de motivo ambiental al stand #21 de FCE y Luciana la pejesapo, escrita Verónica Murguía con ilustraciones de Gedovius. Ambos títulos serán presentados en la FIL LIMA el domingo 23 de julio de 5:00 a 5:45 p.m. y posteriormente firmará libros.

Apoyando las actividades dedicadas a los más jóvenes FCE invitó a la productora y guionista radiofónica Carmen Limón, para que llevar a cabo en la FIL LIMA una dramatización sonora de Luciana la pejesapo, en la que participarán interpretando las voces de los personajes niños y chicas peruanos. Esta actividad está programada el sábado 22 de julio de 3:00 a 3:45 p.m. en el auditorio Blanca Varela de la FIL LIMA. La experiencia de la dramatización sonora, se replicará el domingo 23 de julio en la Casa de la Literatura Peruana de 3:00 a 4:00 p.m.

Por su parte, Gedovius ofrecerá en el Teatrín del recinto ferial –de 5:00 a 5:45 p.m. el sábado 22- el taller de Ilustración para niños Luciana la pejesapo.  Además participará, junto con otros autores, en Imaquinario en el Museo de Arte Contemporáneo- MAC, y en la Librería del Fondo Café Galería, con estudiantes y profesores. Es decir, públicos específicos que podrán interactuar con el autor. Carmen Limón compartirá un conversatorio con Juan Manuel Chávez, titulado Radio y Literatura: ficción, escucha y comunidad, el domingo 23 de 7:00 a 7:45 p.m. en el auditorio José María Arguedas de la FIL LIMA




Las poetas mexicanas Myryam Moscona y María Baranda, con obra publicada en FCE, compartirán la lectura de sus obras con la poeta peruana Rocío Silva Santisteban, el 22 de julio a las 6:00 p.m. en la sala Laura Riesco. De todos estos autores encontrarás libros en el stand 21 de FCE- FIL LIMA.






Artista Rodolfo Vargas inaugura la muestra individual “Muecas”

                                         
  Serie de dibujos realizados en lápices de color y plumones sobre papel, instrumentos que emplea para construir un lenguaje basado en  sinuosas líneas continuas... 




Bajo la curaduría de Rosa María Vargas, el 11 de agosto, en la Galería de arte Sérvulo Gutiérrez del Centro Cultural de Jesús María, se inaugura la exposición individual “Muecas”, del artista Rodolfo Vargas, quien presenta una nueva propuesta de 40 dibujos de pequeño formato realizados en lápices de color y plumones sobre papel. En estas piezas el artista ha logrado plasmar diversas expresiones resumidas en una sola palabra: Muecas, “expresión burlona o grotesca, es lo que se dice de la mueca. Pero gracias a ella manifiesto mi sarcasmo y el desdén que me producen las cosas serias”, señala Vargas.

Sobre la citada muestra, la curadora Rosa María Vargas señala: La mueca está definida según la Real Academia Española, como una contorsión del rostro, generalmente burlesca; sin embargo, la mueca podría considerarse también como un gesto espontáneo con el cual expresamos nuestra disconformidad, tristeza, dolor, ira e impotencia; sentimientos que van más allá de la hilaridad o la mofa.
La mueca, además, se convierte en una forma de comunicación no verbal, pues aunque  carece de un código lingüístico, sirve también para comunicar e incluso, cambiar o modificar el significado final de un mensaje.


En el siglo XIX, Charles Darwin, abordó el tema en su libro: La expresión de las emociones en los hombres y los animales (1872), en el cual, afirmaba que determinadas acciones  como alzar las cejas, gesticular el rostro o mover los brazos, debían ser estudiados como parte del comportamiento humano debido a su significado específico. Darwin fue el primero en analizar los gestos mediante fotografías que aparecen en su libro, donde se aprecian diversas expresiones faciales que sirven de ejemplo para demostrar las emociones que transmitimos con el rostro como alegría, tristeza, miedo, enfado, llanto, etc. Este recurso del gesto o la mueca ha sido empleado tanto en la política (el orador/candidato político apela a este recurso para dar un acento de histrionismo con el cual logra convencer a su electorado), en  el teatro (el actor emplea la expresión o el gesto como parte de su trabajo actoral) y en el arte.

En el caso de este último, dentro del imaginario colectivo artístico, es imposible no identificar a aquella sutilmente risueña mueca de la Gioconda , pintada entre los años 1503 y 1519 por Leonardo da Vinci (Italia, 1452-Francia,1519)), o el desesperado gesto de impotencia y dolor de aquel “Grito” (1893) de Edvard Munch (Noruega, 1863-1944), artista pionero de la pintura expresionista europea a finales del siglo XIX; o aquellos retratos de las diversas expresiones de la fotógrafa y artista francesa Henriette Theodora Markovitch, más conocida como Dora Maar (Francia,1907-1997), realizadas bajo la estética del cubismo expresionista, por el pintor español Pablo Picasso (España,1881-Francia,1973); quien sostuvo un tormentoso romance con la temperamental Maar, cuyos abruptos cambios de humor, producto del desequilibrio emocional de su inestable relación sumado a problemas psiquiátricos, que inmortalizó para la posteridad el artista entre 1930 hasta mediados de la década del 40 del siglo XX .


Teniendo como referente a Picasso, el artista Rodolfo Vargas, impulsado por su irreverencia y particular sentido del humor que lo caracteriza, más un toque de espontaneidad (técnicamente hablando) en esta reciente propuesta, presenta una serie de dibujos realizados en lápices de color y plumones sobre papel, que pese a su sencillez y uso cotidiano, son instrumentos que emplea para construir un lenguaje basado en  sinuosas líneas continuas y la vibrante intensidad de la policromía de sus geométricos planos, por medio del cual, reproduce los múltiples estados de la emoción y expresión humana sintetizándolos bajo una sola palabra: MUECAS.

Sobre el artista

Rodolfo Vargas (Lima-Perú,1974), artista visual, egresado de la Escuela Nacional Superior Autónoma de Bellas Artes del Perú (1999-2005) y egresado anteriormente de la carrera de diseño Publicitario en el instituto “Toulouse Lautrec” (1995). Sus obras forman parte de colecciones privadas en el Perú y en el exterior.


“Muecas”
Inauguración: 10 de Agosto
Hora: 7:00 p.m.
Lugar: Galería de arte Sérvulo Gutierrez del Centro Cultural de Jesús María.
Dirección: Av. Horacio Urteaga 535, Jesús María.
Temporada: del 11 al 31 de agosto.